Navidad es el momento del lanzamiento de la campaña de Cáritas 2001-2002: "Protagonistas, los jóvenes". La cuarta parte de la población española, 8.978.326, son jóvenes entre los 15 y los 24 años. De los dos millones de personas en paro, 1,2 millones son jóvenes entre los 16 y 29 años. Atendiendo a esta realidad, Cáritas ha querido dedicar su campaña 2001-2002 a este colectivo, los jóvenes. Esta campaña quiere llamar la atención sobre sus necesidades, sus expectativas, sus carencias, sus potencialidades, ¿qué hacen? ¿qué quieren hacer?

 

 

Estos materiales, que puedes encontrar en tu parroquia, están dirigidos a la opinión pública, centros educativos, voluntarios de Cáritas, colaboradores y donantes de Cáritas y la Comunidad Cristiana, con el objetivo de denunciar la situación de exclusión social de los jóvenes en dificultad, impulsar el compromiso solidario a favor de los mismos y promover el cambio de valores sociales y de actitudes personales que permiten eliminar las causas que producen la exclusión social de los jóvenes. Quisiéramos trabajar con los jóvenes, excluidos o no, que quieran aprender juntos y trabajar con Cáritas en la construcción de un mundo más justo y más solidario.

"Gracias por acogerme" es el lema elegido para este momento de la Navidad.

Entre la infinidad de mensajes que inundan la Navidad, básicamente consumistas, Cáritas presenta su campaña llamando la atención sobre el gran potencial de presente y de futuro que es la juventud, poniendo en el punto de mira a los jóvenes que están en las bolsas de la exclusión social: minorías étnicas, inmigrantes, desempleados, sin hogar, drogadictos, jóvenes en desventaja (fracaso escolar, mundo rural, familias desestructuradas, etc.) y a aquellos que desde una posición menos difícil están en condiciones de aportar, de aprender, de compartir experiencias y ofrecernos la posibilidad de compartir y caminar con ellos.

Memoria de una exclusión

Al fin y al cabo, la Navidad que celebramos también es la memoria del comienzo de una vida excluida y para los excluidos. Jesús, el Hijo de Dios, que nació en un establo porque no encontró lugar en la posada, que vivió y murió con y por los excluidos, pero también por los que no reconocían su propia condición de excluidos.

Aquella primera Navidad, que tenía que dar sentido a todas las navidades, ha sido devaluada quitándole el sentido de "encarnación" de Dios en el mundo y del rechazo con que se le recibió: "El Hijo de Dios se hizo carne y acampó entre nosotros. Vino a su casa y los suyos no lo recibieron" (Jn 1, 11).

Cáritas quiere retomar y actualizar el sentido original de la Navidad y por eso hace protagonistas a los jóvenes. Estos jóvenes nos interpelan porque es la historia de fondo de la primera Navidad. Los excluidos de nuestra sociedad son la parábola viviente de la Navidad.

Interpelación y compromiso

El hecho de la exclusión de tantos jóvenes nos interpela y nos compromete a todos. Algo tenemos que hacer a nivel personar familiar, barrio, pueblo, ciudad, país, organizaciones, instituciones.

No vale repetir el tópico de que los jóvenes son el futuro cuando les negamos el presente.

Quien no tiene presente, tampoco tendrá futuro.

Cáritas quiere que los jóvenes sean "protagonistas" asumiendo sus propias responsabilidades personales y sociales, y "coprotagonistas", con todos los demás, en la construcción de un mundo nuevo y una sociedad nueva sin exclusiones ni discriminaciones.

Cartel de la campaña

No es fácil pensar en el futuro, imaginarlo cuando la realidad se muestra (plano inferior del cartel) tan dura y destartalada, muchas veces tan vacía de oportunidades. Es difícil afrontar con serenidad la adversidad, pero cada vez son más los que cierran los ojos, no para no ver, sino para imaginar soluciones, para inventar y para crear oportunidades.

El cartel tiene un doble plano. En el inferior, se dibuja una casa destartalada e inhóspita donde las oportunidades son escasas, donde se arrumba lo que no se quiere. En el superior, una joven, quizás, trata de imaginar algo diferente para sí o para otros, nuevas oportunidades de trabajo, educación, ocio, desarrollo, salud, integración: "Gracias por acogerme". La serenidad que refleja su cara puede ser una lección para todos.

Ahora, ella tendrá que sumarse al grupo de rescate para colaborar en la promoción de los que todavía permanecen en el piso de abajo. Su conocimiento de la situación facilitará la operación y su ejemplo será un estímulo para todos.

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s

INFORME FOESSA 2019

Calendario

Marzo 2020
L M X J V S D
24 25 26 27 28 29 1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31 1 2 3 4 5